miércoles, 28 de mayo de 2014

Humor absurdo, ¡Qué hubiera sido de La Codorniz con Internet!

Ya casi está a punto de acabar(hasta el 27 de mayo de 2012) una excelente exposición sobre La Codorniz que ha organizado el Museo de la Ciudad en Madrid y que en tiempo de descuento he podido ir a ver. Aprovecho para decir que todas las exposiciones temporales que he podido visitar en esa institución me han gustado mucho. Piropos a parte, la exposición ?La Codorniz, 1941-1978? faculta admirar reunido un montón de talento. La exposición faculta realizar un ejercicio de análisis sociológico a lo largo de la historia. Es sencillo identificar qué es lo que preocupaba a la sociedad española en cada una de las épocas en las que vivió la revista. Pasa por el hambre, las tradiciones , las desigualdades de clases, la política, la libertad, el destape o la corrupción. El asunto que era constante en todos los dibujos que se publicaban eran las vinculos amorosas, que siempre se presta a un chiste de actualidad. Por otra fracción, las tiras o los dibujos cómicos son chiquitas obras de arte. En este compendio se ve cómo varían los estilos de expresión tanto en la fracción gráfica como en el lenguaje escrito. Pero no quería hablar de la exposición, que ya ha sido comentada en la prensa y en las redes por entendidos y seguidores del humor gráfico, sino de cómo el humor gráfico Seguid siendo un fundamento de comunicación importantísimo. El papel que jugó La Codorniz como vehículo de comunicación para todos los que dibujaron en sus páginas podríamos decir que ahora lo ha tomado Internet. Es enorme le número de páginas web que publican tiras cómicas o chistes.  Aquí sí que no hay censura y los lectores prefieren según sus gustos a los autores favoritos. Como en otros ámbitos, pensemos en los  vídeos, Internet ha roto las fronteras y cualquiera puede aventurarse a crear un chiste, dibujarlo y subirlo a una página.  Muchos son autenticas piezas de colección como los que se publicaron en La Codorniz.  Hay páginas con autores reconocidos como, por ejemplo,  gocomics dilber  o  humorprensa y otras muchas para difundir chistes de noveles o simples chistes malos (que de todo hay)

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More