viernes, 14 de febrero de 2014

Mucho humor, El pelo sirve para la construcción

El arte tiene tantas ramificaciones que cada vez se hace más imposible determinar cuántas vertientes tiene en el mundo, debido a que cada cosa que se haga puede ser catalogada como tal, de acuerdo al ojo artístico de quien lo mira y a las aptitudes que se vean en la obra, y es lo que pasa en este caso, con una edificación muy particular realizada en Miami.

Agustina Woodgate, una artista residente de Florida, Estados Unidos, pasa gran parte de su vida buscando y recolectando pelos para sus creaciones, especialmente su última obra: una torre de un castillo medieval.

La artista ha construído una torre con los restos de cabello que se dejan en las peluquerías, luego de que los clientes se corten el pelo para verse mejor.

La técnica que utiliza esta innovadora artista es separar los cabellos por color y con los mechones, armar ladrillos. Una vez consolidadas las piezas de diferentes tonos, se dedica a ensamblarlas y construir la estructura de acuerdo los requisitos artísticos de la obra. En este caso, por ejemplo, utilizó los ladrillos más claros, de pelos rubios, para el marco de la ventana, y los bloques grises, poblados de canas de personas mayores, para decorar la construcción.

Sin dudad, es una de las construcciones más extrañas que se han llevado a cabo, por lo que la artista espera vender su obra a un precio que sea apto al trabajo que le costó realizarlo.

Ahora bien, habrá que ver si alguien está dispuesto a comprar un castillo realizado con restos de cabellos de personas desconocidas que fueron descartados de las peluquerías.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Compartir

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More